¿Cómo activar las cartas del tarot?

Muchos me preguntáis cómo preparar y consagrar las cartas. La respuesta es que se puede hacer de varias maneras. Vosotros debéis elegir la que os parezca más adecuada. Como digo siempre, cada tarotista se crea su código. Yo siempre dirijo mi intención a las fuerzas del Universo. (ver abajo invocación)

Preguntas Frecuentes en el uso del Tarot

No es necesario. Los Tarots clásicos son una ayuda mental para que puedas tener una estructura al momento de hacer tus consultas sobre todo para las cartas que no tienen un dibujo como es el caso de los arcanos menores de la baraja española y el tarot de Marsella.

¿Por qué Purificar y Proteger las Cartas del Tarot?

Antes de iniciar tu lectura debes purificar y proteger tu baraja del Tarot. Este paso es fundamental por varios motivos: estás sujeto a lidiar con una carga energética universal muy poderosa y desconocida. Cuando haces la lectura del Tarot a otra persona, las energías personales pueden interrelacionarse y, por ese motivo, debes proteger a ambos relativamente de esa posibilidad.

Este ritual también permite pedir una guía al Yo superior de modo que tu lectura conduzca solo al bien y a iluminar la verdad y, en caso de que realices una lectura errada, que esta no produzca energías negativas ni consecuencias funestas.

Cómo limpiar una baraja

La sal es uno de los elementos que poseen más poderes esotéricos, por lo que es recomendable usarla para limpiar energéticamente las cartas. Se recomienda poner sal en un vaso de cristal con agua y colocar la baraja sobre el vaso, sin entrar en contacto con el agua. Únicamente se deben dejar por algunos minutos para evitar que se humedezcan y dañen.

Leer  ¿Cuál es el salmo de la abundancia?

También lee: ¿Cómo consagrar y purificar las velas para los rituales de magia blanca?

¿Cómo preguntar tirando el Tarot?

Otro paso fundamental es realizar correctamente la pregunta, encontrar qué es lo que en verdad se quiere saber y ordenarlo de modo correcto. Esto lleva a tomar conciencia de los miedos y a resignificar deseos. Ayuda a darse cuenta de que en general preguntamos de manera negativa: “¿estoy enferma?” o “¿me voy a separar?”

Cuando, en verdad, el modo correcto de preguntar sería “¿cómo estoy de salud?” o “¿cómo estoy con mi pareja?” De esta forma, si responde una carta positiva, la respuesta será afirmativa y, por el contrario, si contesta una carta complicada, la respuesta será negativa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *